Insólita modalidad de estafa con la excusa de préstamos particulares

Hace unos días recibí un mensaje de correo electrónico que me pareció muy sospechoso, una proposición de préstamo en la línea de los timos nigerianos y las ofertas de trabajo falsas pero bastante más sutil. Es la primera vez que veo tal cosa. Además, la crisis económica constituye un pretexto inmejorable para los delincuentes, pues los individuos más expuestos a estos engaños son quienes se hallan en una situación precaria: aceptarían casi cualquier propuesta con tal de mejorar sus condiciones de vida.

El remitente, el asunto y algunos detalles de la redacción pueden variar.

De: JUAN CARMEN <bechinigiacomo@alice.it>
Responder a: juan_carmen@hotmail.fr
Asunto: oferta de préstamo

Buenos días

soy la Sra. JUAN Carmen de nacionalidad Francesa. de Primer accionista Crédit Mutuel FINANDEB ofrezco préstamos a todas personassinceras y honesto los que tienen necesidad.Puedo concederle de los préstamos que van de30.000 Dólares a 25.000.000 Dólares incluso más sabiendo que estamos entre particulares mi tipo deinterés soy muy correcto, varía un 2% por año cualquiera que sea la suma pedida, la duración de reembolso es de 1 años a 50 años por supuestosegún la suma prestada.Me contactar me para su besion de financiación solicitud de préstamo estoy a su disposición.

Transferencia sobre su cuenta bancaria y se efectúa por mensualidad.
No dudan en contactarme por correo electrónico para más información si tiene necesidad.
correo electrónico: juan_carmen@hotmail.fr
Gracias atentamente.

Se deduce que es una mala traducción del francés. La búsqueda de fragmentos del texto revela mensajes similares en diversos portales de anuncios clasificados, tanto españoles como hispanoamericanos. Un préstamo con unas condiciones tan ventajosas a primera vista debe presentar necesariamente alguna trampa: demasiado bueno para ser cierto. La difusión indiscriminada e impersonal, sin destinatario explícito, acentúa la impresión de “gato encerrado”.

La sección de fraudes de la Oficina de Seguridad del Internauta, que depende del Incibe (antes Inteco), presenta una guía general para informarse sobre los timos predominantes en Internet y reconocerlos. Más vale desconfiar por sistema que despistarse un momento y resultar víctima de un engaño que suponga una pérdida económica o una suplantación de identidad.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *