Me he comprado un iMAC (y III, o eso espero)

Bueno, por fin recibí mi Time Capsule y mi copia de Snow
Leopard
, que parece que uno esté en un zoo junto a Wells, pero bueno. La
agencia me hizo una jugarreta, porque al parecer hubo un retraso en el enlace
del avión que venía de Holanda a Valencia y la entrega se programó para el día
siguiente, o eso fue lo que me dijo el chico con el que hablé cuando llamé por
teléfono. Me hice de tripas corazón pero no veáis cuál fue mi sorpresa cuando
me vi aparecer a un repartidor en una furgoneta blanca sin señas y entregarme
el paquete… Ni era el repartidor habitual ni las horas normales de entrega, y
os juro que no protesté cuando llamé. Además, estuve hablando un rato con el
repartidor, de ordenadores, de fotografía digital y de virus. Se ve que el
hombre vovía a casa y se dijo, vamos a darle una alegría al muchacho este.
J

En fin, el tema es que recibí ambas cosas y me
puse al tajo. Primero el Snow Leopard

Snow
Leopard.
Es curiosa la forma de instalar un
sistema operativo MAC desde cero. Me da la impresión de que, sentado delante
del ordenador y sin sacar el disco duro, es imposible entrar en él si no tienes
las credenciales adecuadas, incluso si intentas reinstalar o actualizar el
equipo. En otras palabras: para arrancar un MAC desde un sistema operativo situado
en un DVD necesitas las credenciales adecuadas, o bien para decirle que quieres
que al reiniciar se arranque desde DVD (o desde otro lado), o bien para lanzar
una instalación. Y no, no vale pulsar ‘C’ en el arranque (o al menos a mi no me
funcionó).

Luego el proceso de instalación es bastante
extraño. No es que toque canciones de Machín mientras se instala, que no lo
hace, sino porque hay que seguir unos pasos muy concretos o no conseguirás lo
que quieres. Por ejemplo, en mi caso y pese a haberme leído detalladamente las
instrucciones, hice una actualización en lugar de una instalación en limpio… La
diferencia estaba en que una vez que has arrancado desde DVD tienes que irte al
menú, elegir el adminstrador de discos y borrar la partición de tu disco. Y
entonces proceder a la instalación, que toma entre 20 y 40 minutos.

Una vez instalado no ves diferencias aparentes
entre la 10.5 y la 10.6 del sistema operativo. Bueno, parece que arranca más
rápido y que algunas funciones van, también, más sueltas (si eso puede ser,
porque ya antes iba de cojones). He visto alguna mejora visual, como una
organización del menú contextual del Dock y que ahora, cuando abres una pila
puedes navegar por las subcarpetas sin abrir el Finder. Algunas de las opciones
de las Preferencias del Sistema también han cambiado con una mejor organización
y coherencia.

Supongo que habrá más mejoras, pero de momento
no las he visto, o soy tan novato en esto del MAC que ni siquiera me he dado
cuenta. Bueno, trae el QuickTime 7, y me ha dejado de funcionar el Calibre para
manejar mis eBooks. Por otro lado la instalación del Office 2008 ha ido perfecta,
y he descubierto cómo personalizarla para no instalar ni la castaña del
Entourage y ni la del Messenger. Como cliente de correo y news sigo teniendo el
Opera, en este caso la versión 10.0RC2 10.0 final, que funciona más que aceptablemente y a
la que le han arreglado algunos de los bugs históricos más sangrantes del M2. 

Time
Capsule.
Joer, cada vez que escribo esas palabras
me viene a la cabeza la Bola del Drac
y las cápsulas esas que se convertían en cacharros, y no es que exista mucha
relación entre ambas cosas…

Una vez que la tengo funcionando al 100% sólo
puedo decirlo de una forma: mola mazo. Hasta que la hice funcionar por poco me
suicido, y mira que es sencillo. Yo la tengo como router Ethernet, router
inalámbrico, disco duro de red para Windows y MAC y como destinatario del Time
Machine, y con el Wifi de invitado desconectado. Conectada por Wifi al MAC y
por Ethernet 1GB a mi PC. La única pega es que se calienta, y no poco.

El acceso al disco duro como disco de red
desde MAC vial inalámbrica es cojonudo y bastante rápido, así como el acceso a
través del Time Machine, pero desde Windows es desesperantemente lento pese a
estar conectada con una Ethernet de 1GB. La copia va a unos 2 megas por
segundo, cuando debería ir, como poco, a 10 o 12. Pero bueno, mi mayor interés
es el acceso desde el MAC. Y estoy metiendo en la TC un montón de cosas desde
ambos equipos. Actualización: La conexión del disco duro de red con el PC sólo va lenta cuando está accediendo también el MAC, cuando sólo es el PC el que entra la transferencia está entre 11 y 12 MB/s. O el firmware está preparado para darle prioridad al MAC, o no es capaz de repartir bien las cargas o el disco duro es una mierda de lento y no soporta escrituras simultáneas.

 

La instalación del aparato ha sido toda una
odisea, empecé sobre las diez de la noche y terminé a las tres de la mañana,
justo cuando había decidido abandonar y dejarlo para el día siguiente mediante
llamada al servicio técnico… Ahora con la mente clara sé por qué no funcionó al
principio y sí con la última prueba, pero dejadme que lo cuente en modo historia.

Recibo la TC, la abro y me miro por encima el
manual. Como en principio es un router, la conecto por cable al MAC para
configurarla y lo hago bien, activo el Time Machine y demás y funciona. Pero yo
no la quiero junto al MAC, la quiero de router genérico, así que me la llevo al
PC (que es donde está el router antiguo), la vuelvo a configurar pero entonces
ni la veo con el MAC ni con el PC, así que opción no documentada: encender con
el botón de reset apretado y a empezar de nuevo.

La conecto por Ethernet al PC, que la ve con
la Utilidad Airport y consigo que me funcione con éste pero el Wireless, por el
motivo que sea, no funciona bien y el MAC no es capaz de ver nada. Pero ahora
no tengo internet (bueno, desde que la puse como router nunca he tenido
internet). Me lo repienso todo, me la llevo al MAC, la reseteo y la vuelvo a
configurar. Me la llevo al PC, la enchufo y funciona todo menos internet.

A simple vista sincroniza con el cablemodem,
pero no es capaz de hacer de puente. Monto el sistema antiguo y busco en
internet: a veces los cablemodems se ponen tontos y hay que resetearlos. Nasti
de plasti. Empiezo a tocar cosas de la configuración avanzada, como mirar cuál
es la configuración que toma el cablemodem y la pongo a mano en la TC. Cambio
rangos de IP, DNS, asignaciones por DCHP o estáticas, el modo de trabajo del
router (repartir una IP, actuar de subred, etc..). Na, no fona.

Nuevo reset y al MAC, pero esta vez con la red
original montada, por lo que el MAC tiene acceso a internet a través del Wifi
original. Y entonces, nada más enchufar la TC… ¡me dice que hay una
actualización del firmware! La TC pasa de la 7.4.1 a la 7.4.2. Reconfiguro, me
voy a su sitio, lo instalo todo… y sigue sin conectar a internet.

Eso era sobre las tres menos algo de la
mañana. Ya iba a desistir, pero entro de nuevo desde el PC a la TC con la
configuración manual y pongo los valores que yo creo que son los correctos:
repartir una IP pública, NAT, rangos DHCP de 192.168.1.2 a 192.168.1.100,
negociación automática con el cablemodem via Ethernet y DHCP, reseteo de nuevo
el cablemodem y me voy preparando para irme a dormir…

… Y cuando vuelvo de lavarme los dientes…
¡TACHÁN! Todo funcionando, intenet, acceso al disco, Time Machine, toíto toíto…

Al final había dos problemas encadenados: el
firmware no se entendía con mi cablemodem y hasta que no actualicé el de la TC
no se aclaró, y luego, claro, de tanto trastear, la configuración estaba mal,
pero en cuanto la corregí todo funcionó a la primera. Y sigue funcionando.

 

Creo que esta va a ser mi última entrada modo historia sobre mi nuevo MAC. Más
adelante hablaré de cómo desarrollar con él, pero no esperéis por aquí ninguna
actualización ni entrada nueva hasta por lo menos primeros de octubre… primero
por una cosa que anunciaré aquí (o en otro lado, todavía no lo tengo claro) y
luego porque tengo una feria pendiente (no, no es el SIMO, aunque posiblemente
pase por allí) y en general las cosas se disparan en estas fechas.

 

 

4 comentarios en “Me he comprado un iMAC (y III, o eso espero)”

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *